Bueno, como ya os anunciamos en el anterior post, Janina Gavankar y Rachel Shelley han sido sin duda los platos fuertes de de esta convención de “The L Word“, por lo menos para LadyM y para mí, quienes ya llevamos unas cuantas a cuestas. ¿El motivo? Pues que desde el primerísismo instante en el que dio comienzo L5 estuvieron con las pilas a tope, frescas, divertidas, simpáticas y llenas de ganas de pasárselo en grande. Janina, por cierto, se trajo a su madre a la convención y no se separó de ella en ningún momento. ¿La consecuencia? Que su madre encantadoooooooooooora, por cierto, se convirtió en un guest más de L5 tanto en el meet and greet, como en las sesiones de fotos, las de autógrafos y hasta en en las conferencias, donde a ratos estaba sentada a tu lado escuchando a su hija atentamente o haciéndole fotos, y a ratos subía al escenario para contarnos más de una de las trastadas de su hija cuando era pequeña. Fue total tenerla en L5, de verdad 😉

La convención empezó con el registro, es decir la recogida de entradas y el programa oficial donde la primera sorpresa fue saber que Rose Rollins y Pam Grier estarían en la próxima L6 como ya os comentamos ayer. Una vez nos hicimos con “esas” entradas preferentes que nos habían prometido en L4, nos pillamos las fotos con las actrices y nos preparamos para el inicio en la práctica de L5: la opening ceremony.

Por supuesto la primera en aparecer fue Adrienne Wilkinson tan espléndida como siempre para presentar a sus compañeras de weekend. Y sí janina Gavankar era la primera, por ser la guest más floja a priori pero, yo creo que durante el finde subió muuuuchos puestos. Janina flipó en cuanto pisó el escenario. Éramos unas 1400 las que la aplaudíamos y vitoreábamos así que ¡cómo no alucinar en colores! Nos dijo que ese weekend se iba a convertir en una más de nosotras y nos dejó claro que íbamos a divertirnos muchísimo con ella. Entonces fue cuando algunas acachondas del público empezaron a gritarle “CIRCLES! CIRCLES!” y Janina, cuando por fin, entre tanto griterío, entendió que la peña le preguntaba sobre los famosos círculos que practicaba con Alice en la limo en la serie contesto: “Oh, los círculos. Ok ya os enseñaré cómo van los círculos este fin de semana” ;)…


 
La siguiente en aparecer fue la elegantísima Rachel Shelley con un traje oscuro impecable y unos taconazos de aúpa. Rachel ya lleva tres convenciones y se mueve en ellas con una soltura que tumba de espaldas. Aunque también hay que decir que en L1 y en L4 no se las tuvo que ver con tanta gente y ese main hall repleto a rebosar del Norbrek Castle imponía, creedme.

 

Después llegó Laurel Holloman, enfundada en un vestido de color lila y con el pelo mucho más oscuro que en otras ocasiones, muy aclamada por ser una de las artíficies de que las convenciones se hayan hecho realidad y sin duda la gran culpable de que Jennifer Beals estuviera esta vez sí allí presente. A Laurel se le escapó un “Holy fucking shit” al vernos a todas de lo más gracioso nos deseó un buen fin de semana y dio paso a su media naranja en L Word: Jennifer Beals. Hasta la aparición de la Beals en el escenario todas nos habíamos mantenido muy agitadas eso sí, en nuestras sillas pero la salida de Jennifer provocó un “levantamiento” masivo que creo que hasta asustó a la actriz.

Todo el mundo se levantó y acudió en masa a pie del escenario para verla lo más cerca posible y hacerle las mejores fotos. Aquello tenía más pinta de concierto de rock que de ceremonia de apertura y claro, Jennifer flipó en colores. Huelga decir que no le salía las palabras. Jennifer estaba abrumada, emocionada, pletórica, asustada, alucinada, feliz y mil emociones más a la vez.

Allí mismo se le escaparon las primeras lágrimas (en esta convención ha habido muchas) y apenas pudo decirnos mucho. Desde luego su presencia impactó al personal. Fue corto pero intenso y nosotras aún teníamos guardado el cartucho en la manga del M&G y pensábamos aprovecharlo a tope…