Me cuesta hacer la sección de LO + del episodio 608, y no porque sea el último episodio y me dé pena, sino por la mierda de episodio que ha sido. No sé a vosotras pero a mí esta sexta temporada de “The L Word” me ha parecido una tomadura de pelo por parte de Ilene Chaiken y el episodio final una mierda con todas sus letras. Lo siento pero no puedo decir otra cosa. Me parece patético que Ilene haya acabado esta serie de la manera que lo ha hecho. Patético, ridículo, falto de recursos, de imaginación, de humor, y lo peor de todo, falto de compromiso para con las seguidoras de la serie.


Me veía venir que no sería un mega capítulo pero… pero es que no sólo no ha cerrado ni una maldita historia sino que con el ramalazo de “vamos a hacer un thriller” que le ha salido a Ilene todo ha carecido de sentido, todo se ha liado más, y hemos acabado viendo un híbrido entre “Sospechosos habituales” y “El juego del cluedo” infumable. Una serie que había empezado con mucha frescura y humor ha acabado con la mitad de sus personajes locos, siendo un dramón con toques policiales y encima carente de intriga y de interés. ¡Patético!
A mí sólo me queda pensar que acabar esto así se debe a que Ilene cerrará todas las historias en una futura peli. Estoy convencida de que habrá película de “The L Word“, chicas, porque me niego a creer que esto que hemos visto, el 608, sea un capítulo de final de serie… Si es que hasta la única historia decente en toda la temporada, la de Helena y Dylan, que anda que no era fácil cerrar con un broche de oro, ha acabado colgando de un hilo por culpa de los celos de Helena, de las maniobras de Jenny y encima con una Helena que ya va para alcohólica. ¡TREMENDO! En fin a ver qué sale por ahí analizando lo + de lo +…

Lo + patético: el capítulo 608 en general. Un desastre de principio a fin. Aburrido, soso, dramático a más no poder y sin resolución en las historias de ningún personaje. Ilene ha montado esta temporada entorno a una Jenny desquiciada. En cada capítulo de la sexta temporada Jenny ha jodido a una de sus amigas y todo esto ¿para qué? ¿Para que en el capítulo final la audiencia sospechara de las chicas? ¡Por favor estas chicas no matarían ni a una mosca! Si no han mandado a la mierda a Jenny en todo este tiempo, ¿cómo iban a matarla?

Lo + prometedor: el vídeo de homejane que Jenny graba a Bette y Tina. Como idea estaba bien, y desde luego era la mejor opción para recuperar a todos los personajes de anteriores temporadas. Ver a Tim ha estado bien, ver a Angus soportable, pero IVAN… Ver a Ivan que apenas se relacionó con Bette y Tina y no ver a LARA PERKINS o a PAPI ¡¡¡me ha parecido un insulto!!!

Lo + insultante: Y dentro de todo ese insulto lo más insultante ha sido la mini parición de CARMEN. Un año esperando que Carmen hiciera su aparición estelar y no sólo la hacen formar parte de ese vídeo homenaje sino que encima es la que menos plano chupa. ¡Por favooooor!

Lo + hot: Nada. El final de la serie me ha dejado tan fría que ni me acuerdo de que en algún momento subiera la temperatura. ¡Ah, sí! El polvo de Helena y Dylan con cuchillo de cocina incluido se lleva mi voto. Si es que han sido las únicas que han valido la pena esta temporada. Y aún así lo suyo ha acabado, si es que eso es acabar, fatal…

Lo + desaprovechado: Lucy Lawless. Tener a una pedazo de fichaje como el suyo haciendo de detective y que apenas aparezca en los interrogatorios es una vergüenza…

Lo + original: que el capítulo partiera de la sala de interrogatorio al más puro estilo de cine negro. Lástima que no hayan sabido sacarle más partido.

Lo + de agradecer: el guiño al primer episodio de la serie cuando Shane pasa por delante de casa de Bette y Tina acariciando el seto y se las encuentra sentadas en la escalera súper acarameladitas. Lo mejor del episodio.

Lo + freak: la escena final con nuestras chicas saliendo de sus respectivos coches en plan top models riéndose y mirando a cámara. A ver, la secuencia en sí está bien pensada si estuviéramos ante un capítulo final donde todo hubiera acabado bien. Pero tal y como acaba la serie, la secuencia no se entiende y además si encima aparece Jenny -que lleva toda la temporada muerta-dándole la mano a Bette… ¿por qué no hacen salir también a DANAAAA?

Lo + increíble: que Bette y Tina no decidan quedarse con el bebé de Max. Él no lo quiere, ellas sí. Él les ha pedido que se lo queden… ¿Dónde está el problema?

Lo + raro: que dentro de este maremagnum de cosas incoherentes y cagadas de Jenny nadie se pase por el salón justo en el momento en que una despistadísima Kit conecta el móvil de Jenny a la tele de plasma de tropecientas mil pulgadas justo en el momento en que se ve esa grabación en la que pacere que Bette se lo está montando con su socia. La velada se hubiera animado un pelín más Ilene. ¿Cómo no caíste?

Lo + ausente: Dana. Francamente, que apareciera el fantasma de Dana ahora que Alice vuelve a estar hundida tras romper con Tasha para darle un consejito, le hubiera venido bien a Alice, hubiera estado justificado argumentalmente, nos hubiera venido bien a todas y hubiera aliviado la sensación de cabreo con la que hemos acabado la mayoría tras ver el episodio.

Lo + esperado: que Shane volviera con Molly sobre todo después de ver que Carmen aparecía vía vídeo en el capítulo y no en persona. Pero ¡ni eso!

Lo + triste: Por supuesto no es la muerte de Jenny -por cierto una muerte que al final nadie sabe cómo ha sido- sino que Alice se quede hundida en la miseria: sin su chart, sin su curro en la tele, sin Tasha… ¿cómo se le puede hacer esto al personaje más divertido y fresco de la serie? Por lo menos si Lara hubiera hecho una aparición por casa de Bette y Tina todas nos habríamos sentido esperanzadas…

Lo + gallina: Bette, que prefiere mudarse a Nueva York abandonando a sus amigas por no enfrentarse a los chantajes de una Jenny más que desquiciada. Nuestra Bette de siempre nunca lo permitíría.

Lo + sobrante: que Shane descubra los negativos de “Lez Girls” en la buhardilla de Jenny. A ver, Ilene, ya sabemos que todas tienen motivos para estar cabreadas con Jenny. ¡Esto es redundante! Tina ya la amenazó hace mil capítulos y ya perdió su curro por este tema…

Lo + rocambolesco: que ahora descubramos que Dylan ya sabía que lo de que Nikki la sedujera era un montaje; Que Jenny le haga chantaje al respecto; Que Helena se cabree al saberlo; Que todo ocurra en un estudio de fotografía que Jenny le ha regalado a Shane cuando ninguna de nosotras teníamos ni idea de que Shane era fotógrafa aficionada; Que Helena no pare de beber; Que Dylan renuncie tan fácilmente a Helena… buf, ¿podría inlcuir algo más?

Lo + cutre: Nikki una mega star del cine, escondida en los arbustos de la casa de Bette y Tina en el momento de la muerte de Jenny. ¿Alguien me lo explica?

Lo + seguro: que habrá una peli de “The L Word” y que más le vale a Ilene no aparecer por ninguna de las convenciones de la serie…