La cuestión de la visibilidad, tal y como siempre decimos en lesbiana.es, es fundamental. Por ello, una Navidad LGTB debe existir. En cierto modo, podría considerarse esta fiesta como uno de los acontecimientos más representativos de la sociedad occidental. Sin embargo, la navidad sigue teniendo poco de Navidad LGTB. Hoy hablamos de algunos de los proyectos posibles encaminados a dar mayor visibilidad con una Navidad LGTB.

Navidad LGTB: ¿por qué no?

Ya se acerca una de las fiestas más importantes del año. De paso, es una de las fiestas menos dejadas al azar de todo el año. Probablemente la Navidad sea la fiesta más estereotipada de toda la historia. Y no es para menos. En cierto modo, representa toda la idea que la sociedad occidental tiene de sí misma. Naturalmente, eso incluye las visiones preconcebidas en torno a ideas fundamentales para el colectivo LGTB, como la de familia. En esta pugna, por el momento la sociedad hetero gana por goleada. En cierto modo, podemos decir que a día de hoy sigue siendo una fiesta intocable del registro conservador. Independientemente de cuánto tiempo pase, los rituales con los que cumple y sus mensajes siguen siendo los mismos.

Eso hace que la idea de una Navidad LGTB quede muy lejos aún. Por ejemplo, María y José siguen representando la idea “tradicional” de familia. A pesar de que lo que ocurrió con el milagro no tiene nada de tradicional. En cualquiera de los casos, el colectivo LGTB (Lobby LGTB para sus detractores) pretende dar mayor visibilidad al colectivo también en esta celebración. Porque como no podría ser de otra manera, también nos pertenece a lesbianas, gays y en general cualquier persona LGTB.

Formas de afrontar la visibilidad

Por ejemplo, se propone incluir algunas imágenes de hogares donde haya dos mujeres o dos hombres. Igualmente, y a pesar de lo asociada que está la Navidad a la esfera consumista, no existe ni siquiera en la publicidad ningún referente a algo así como una Navidad LGTB. Ni hablemos de los famosos belenes. Quizás sea hora de subvertir las formas tradicionales de representar los valores de la Navidad. En el fondo, se supone que la Navidad pretende eso: dar valores positivos que si bien sólo duran una época del año pretenden mostrarse como representativos de la humanidad por completo. ¿Por qué dichos valores a día de hoy no son inclusivos con el colectivo LGTB?

Sé de buena tinta que hay muchas lesbianas creyentes. Muchas lesbianas que creen que existió Jesús y que trajo un buen mensaje. Una buena forma de hacerlas partícipes de la Navidad a un nivel más espiritual, sería plantear una Navidad LGTB. Esto es posible porque a día de hoy la Navidad es de todo menos una fiesta religiosa. En cierto modo, la Iglesia ha perdido sobre ella su preponderancia y actualmente es una festividad popular. Eso quiere decir que es la sociedad la que elige: ¿de verdad nuestras sociedades occidentales no estarían de acuerdo con celebrar una Navidad LGTB o, al menos, una Navidad más inclusiva?

Aprovechamos este post para desearos felices fiestas. Pasadlo muy bien y no bebáis mucho. Dejad también vuestros comentarios con vuestra opinión. Estaremos encantadas de leerlos, como siempre.