Hoy queremos daros una recomendación, un documental LGTB recién estrenado. Lo cierto es que tiene muy buena pinta tanto por el montaje como por el tema. En concreto, trata de cómo se trató a los homosexuales durante la dictadura franquista. Este documental lleva por título, de hecho, una cita de Federico García Lorca. Te hablamos de este documental LGTB y te presentamos su trailer.

Documental LGTB: pero que todos sepan que no he muerto

Dirigido por Andrea Weiss (una directora estadounidense) el documental LGTB pretende reconstruir todos los crímenes cometidos durante la etapa franquista. Tal y como se relata en el mismo, los crímenes fueron innumerables y se perpetraron contra diferentes “enemigos”. Entre ellos, las madres republicanas a las que se les robaba sus bebés, la gente que se consideraba demócrata y por supuesto el colectivo LGTB. Son muchos los testimonios de torturas y violaciones. En efecto, la consigna que tenía el franquismo para luchar contra gays y lesbianas era la de “darles una lección”.

Así las cosas, este documental LGTB se presenta como un intento por revivir la memoria. Hay que recordar que España es el segundo país del mundo con más fosas del mundo. Sólo Camboya nos supera en este triste ránking.  Es por ello que este documental LGTB pretende ser un homenaje a todos ellos. Su título responde a un homenaje a Federico García Lorca y uno de sus versos más célebres.

Uno de los mayores poetas de la literatura universal fue asesinado a sangre fría y con premeditación. Se fue a su casa a buscarle y después de recogerle se le “dio café” tal y como mandó Queipo de Llanos que hicieran. Su cadáver hoy en día continúa desaparecido.

Un escándalo muy reciente

Hay que decir que la historia negra del colectivo LGTB no termina ni mucho menos con el fin del franquismo. Las cosas fueron más allá y de hecho llegaron hasta pleno proceso de la transición. En concreto, si bien en el año 1977 todos los presos políticos abandonaron las cárceles, los homosexuales que habían sido metidos en prisión por esa razón no lo hicieron. De hecho hay que decir que la UCD propuso la creación de plazas para reeducar a gays y lesbianas. Una medida escalofriante que, como se puede comprobar, nos afectaba como quien dice hasta “anteayer”.

En el caso de las lesbianas la situación era pésima. La invisibilidad era absoluta y de total clandestinidad. Sabemos en la actualidad que muchas de ellas se movían en círculos secretos y muy cerrados. Fundamentalmente lo hacían a través de librerías. Es por ello que se dice que para reconocerse entre ellas había una especie de santo y seña por el que cuando te preguntaban “¿eres librera?” te estaban preguntando si eras lesbiana. Otra cosa es lo que ocurría con los trans. Este documental LGTB quiere mostrar también su situación. En muchas ocasiones se utilizaba la ley de vagos y maleantes para poder encarcelarlos con el pretexto de que eran nocivos para la sociedad. Aquí te dejamos el tráiler de este magnífico documental LGTB.