Los refugiados LGTB son una realidad de la que pocas veces se quiere hablar. Sin embargo, están mucho más presentes de lo que nos imaginamos. Quizás porque no nos toca tan de cerca la homofobia que les ahoga en sus países de origen. Esto no quita que desde lesbiana.es queramos rendirles a estos refugiados LGTB el homenaje que se merecen.

¿A qué nos referimos con refugiados LGTB?

Con el término refugiados LGTB nos referimos a una de las realidades más ignoradas, Ignoradas por parte de eso que se llama el primer mundo. En efecto, es un perfil muy concreto de personas. Personas que huyen de sus propios países ante la situación de indefensión en la que se encuentran en ellos. Es así que queremos hablar un poco más de porqué ellos protagonizan una de las diásporas más trágicas del siglo XXI.

Para empezar hay que decir que en la mayoría de los casos los refugiados LGTB no solo huyen de la pobreza. Digamos que la pobreza te impide desarrollar tus necesidades materiales. Sin embargo, a ellos se les suma una carencia de otro tipo e infinitamente más profunda. Así es: los refugiados LGTB deben enfrentarse también a países en los que su situación no les permite ni siquiera desarrollar su propia identidad. Tanto es así que deben huir para poder vivir con normalidad. Como es natural, siempre lo hacen a países donde su situación sea más benigna. Europa es su destino predilecto aunque también otros países como Estados Unidos y recientemente algunos de Asia.

Como siempre, hay excepciones

Debemos decir que la situación de los refugiados LGTB no es la misma ni de lejos. Así, podríamos decir que hay unos determinados “status”. Como ya hemos dicho en muchas ocasiones siempre hay discriminaciones dentro del propio colectivo LGTB. Tanto es así que por ejemplo un gay no tiene el mismo peso que una lesbiana. Al mismo tiempo, tampoco tiene el mismo peso un trans. Es por ello que, a pesar de haber mejorado si situación al emigrar a otros países, los refugiados LGTB, dependiendo de su “estatus” podrán continuar con un particular infierno.

Por ejemplo, la discriminación laboral que sufren los trans es algo que les hace muy complicada la vida. No es raro encontrar casos donde una discriminación patente es de hecho justificada por toda la sociedad. Esa es la razón por la que estos refugiados LGTB son también víctimas de lo que queda por avanzar en países supuestamente más avanzados. Un doble drama para ellos.

Muchos de los refugiados LGTB de los que hablamos, de cualquiera de las maneras prefieren siempre cualquier cosa antes que regresar a sus países de origen. Y es que hay que entender que no puede haber nada más duro que te prohíban ser como tú eres: no poder elegir a quien amar. Así pues, el caso de los refugiados LGTB es probablemente uno de los que más daño causa a los propios implicados. Desde lesbiana.es queremos sumar nuestra solidaridad con ellos tratando de concienciar a todas las sociedades. Deja tu comentario con tu opinión.