Seguro que te han preguntado alguna vez qué clase de lesbiana eres. A ver, esto es muy relativo, igual te identificas con varios tipos o tal vez, crees que eres una lesbiana independiente que no encaja en ningún grupo.

En cualquier caso, yo te voy a dejar aquí algunos para que pienses en qué clase de lesbiana te ves más reflejada. Y, por supuesto luego me lo cuentas en los comentarios. Lo vas a hacer, ¿verdad?

¿Con qué clase de lesbiana te identificas más?

Bueno, pues ha llegado el momento de la verdad. Saber qué clase de lesbiana molona eres. Pero antes, déjame que te diga que las lesbianas no crecemos en los árboles.

Existen tantas subcategorías como personas hay, y los estereotipos son muy diferentes. Como grupo de personas que han luchado por su identidad y sexualidad, tenemos una cultura de subgrupos dentro de la cultura LGBT, y esto es ocurre en todo el mundo.

A mi, personalmente, me molesta que intenten encuadrarme en un grupo o en otro, porque no me siento identificada con ninguno, simplemente soy yo. Pero no puedo negar que estos grupos existen y muchas lesbianas sí tienen un sentimiento de pertenencia a algunos de ellos.

La lesbiana Butch

A ver este tipo de lesbiana es la llamada “machorra” de toda la vida.

Las características que te permitirán reconocerla son que llevan el pelo rapado, pantalones vaqueros anchos y un gusto inusitado por la ropa de punto. Si le dices que es bisexual se molestará mucho, y además le encantan los gatos. De hecho, tiene varios.

Ahora, una lesbiana “marimacho” no significa que sea varonil. Este es un error común. Solo implica que pueden tener una habilidad especial para cosas “de hombres”.

Otra clase de lesbiana: la deportista

Esta lesbiana tiene unos abdominales increíbles, es muy competitiva y te puede dar la receta de batidos proteicos de todo tipo. La vas a reconocer porque le encanta la ropa deportiva y la usa continuamente.

Es normal sentirse atraída por este tipo de lesbiana. Tiene un cuerpo alucinante. Lo cierto es que es complicado encontrar una lesbiana deportista que no tenga una relación de cualquier tipo.

La lesbiana con cara de niño

Estas son las que te hacen pensar que se parecen a Justin Bieber y jamás llevan maquillaje. Un rasgo es que suelen llevar gafas de pasta, y un ejemplo de ellas lo tienes en Ellen Paige o en Ellen DeGeneres.

No las confundas con las butch, pues son más delicadas. Son lesbianas que se centran en su carrera, y por ello, siempre llevan a cuestas su ordenador. Les encanta vestir trajes con estilo. De pantalón, claro.

La lesbiana femenina

Seguro que la has visto a todas horas en la televisión. Es la lesbiana que va siempre super divina, con los labios pintados y los taconazos. Ojo, no tienen que llevar vestidos, también les encantan los vaqueros bien ajustados, y pasan tan desapercibidas que la gente las toma por heterosexuales.

Estos son algunas clases de lesbiana, pero cuéntanos, ¿con qué tipo te ves más identificada?